¿Y si no sabes si es ésta la oportunidad que estabas esperando?


- El otro día fui un poco duro con la chica del vaso de agua...

- Ajá.

-Cuéntame, el chico que se cruzó con ella... ¿Se han vuelto a ver?

- Creo que no le interesan las mismas cosas.

- La suerte es como el Tour de Francia: Lo esperas durante todo el año y luego pasa rápido. Las oportunidades hay que atraparlas deprisa, sin dudar.

Comentarios

Aura ha dicho que…
Y de acuerdo que estoy.
Flo :) ha dicho que…
puuff..

como mi historia con los trenes.

la gente del vaso de agua, cuán hondo nos cala en el interior? hasta llegar a parecerse la reflejo que nos devuelve el espejo, o hasta ser uno mismo?

valla uno a saber...


besosss

=)